Follow by Email

lunes, 25 de diciembre de 2017

Señor



A este señor experto en cremalleras y botones de blusas de seda, 

que esperan sus adiestrados dedos de seductor incorregible. 

A este,  de palabras y acosos que mojan almas y cuerpos, 


de esclavo de sus propuestas,


de su coraje que es débil como hoja al viento, 

y que mi cuerpo espera con ansias y hambrunas eternas. 


A este señor que ofreció y juró promesas volátiles 

y que no quiere jugar juegos de manos, pero si de villanos. 

Al que en mi cuerpo despertó ansias para hacer siluetas bajo la luna, como la canción 

y que se ha privado de dejar primaveras bajo mi falda, 

y que no quiere mojarse en mis humedales. 

A este señor que invito a dejar su abrigo 

y que venga aquí que hay sitio para dos.

Perdida



De tus errores

y de mi culpa a cuestas

de descuido en descuido

ligeramente

acabamos atrapados


De mi falta

y de las mentiras de amor 

entre lapsus y lapsus

de resbalón en resbalón

de desliz en desliz


Te olvidé